lunes, 28 de julio de 2008

Un mártir carlista de les Terres de l´Ebre, D. Josep Alabart Fábregas (1903-1936)

Hace ahora 72 años muchos carlistas estaban viviendo en sus carnes una feroz persecución, miles de ellos fueron asesinados. Como el protagonista de esta breve biografía, Josep Alabart Fàbregas, un carlista comprometido y activo de las comarcas de Tarragona y, posiblemente, desconocido para la mayoría. Al cumplirse el aniversario de su muerte ofrecemos a los lectores este testimonio. Quisiera agradecer a todos aquellos que han ayudado y animado a redescubrir la memoria de Josep: a su amigo y correligionario de Tivissa, Domènec Ripoll (q.e.p.d.), que en sus últimos años, y desde su enfermedad, escribió y trabajó para que no se perdiese su recuerdo; a mi amigo Hèctor Mir; y a Magdalena Guarí y Santiago Alabart, viuda e hijo de Josep, que nos ofrecieron el emocionado recuerdo de su esposo y padre. A todos ellos, GRÀCIES!

Cristóbal Castán



Nacido en 1903 en el seno de una familia de raigambre carlista. Natural de Garcia (Tarragona). En su juventud estudió en el Seminario de Tortosa. Tras varios cursos abandonó los estudios eclesiásticos. Preparó oposiciones para ingresar en el Cuerpo de Secretarios de Ayuntamiento de segunda categoría, aprobándolas en junio de 1929.

Su primer destino como secretario fue Pinell de Brai, donde conoció a la Srta. Magdalena Guarí Amposta, que más tarde se convirtió en su esposa. De su matrimonio nació un hijo, Santiago, al que apenas pudo conocer, ya que tenía pocos días cuando fue asesinado. Tras casarse se trasladaron a vivir a Garcia.

Allí se le comunicó la concesión de la plaza de Secretario del Ayuntamiento de Montblanc que había solicitado tiempo atrás. Durante los hechos de octubre de 1934 se manifestó totalmente contrario a la sublevación, lo que le significó enemistarse con el Ayuntamiento de izquierdas. Tras apaciguarse la situación fue cesado por sus ideas políticas. Había solicitado Montblanc para poder estar cerca del entonces Jefe Provincial, D. Tomàs Caylà. En su finca en el pueblo de Miramar (Alt Camp), los sábados y domingos, se ejercitaban los Requetés en tácticas militares.

Al encontrarse cesado de su puesto, acudió al Colegio de Secretarios de Tarragona para solicitar alguna plaza vacante. Solicitó Tivissa y le fue concedida.

Llegó a Tivissa a principios de 1936. Allí se encontró un campo abonado políticamente. En julio de 1934 se había constituido la Agrupación Tradicionalista, principalmente con excombatientes de la tercera guerra, sus hijos y nietos.

En 1935, el día de la Asunción, se celebró un acto comarcal con gran éxito de asistencia. Era secretario de la Agrupación el joven José Sancho, que hizo la presentación del acto junto a Jordi Pagés, sobrino del Jefe Provincial, Josep Bru Jardí (que era hijo de Tivissa). En el acto intervinieron como oradores el propio Jefe Provincial y el diputado Joaquín Bau, siendo ambos muy aplaudidos. Terminado el acto, éste último hizo entrega al Presidente de la Agrupación Tradicionalista de la cantidad de 500 pesetas para ayudar al mantenimiento de un local propio para los carlistas.

Al tomar posesión de su cargo en 1936, D. José Alabart Fábregas, a Tivissa llegaban dos ejemplares de El Correo Catalán. Él personalmente consiguió aumentar hasta 20 el número de suscriptores. Cuando terminaba la jornada, salía a pasear con el comandante de puesto de la Guardia Civil y el auxiliar de Secretaría. Los carlistas del pueblo le advirtieron que no se fiara de ninguno.

En Tivissa daba conferencias y comentaba que si fracasaba el alzamiento se echarían al monte desde donde harían la guerra de guerrillas.

Josep aparece a la izquierda de la imagen,en un acto presidido por Joaquín Bau y Mª Rosa Urraca Pastor

El 17 de julio, junto a Domingo Ripoll, estuvo poniendo antenas tratando de captar emisoras de Marruecos que hablaran sobre el inicio del alzamiento.

El 18 de julio, al atardecer, con el taxista y 2º teniente de Alcalde, Francisco Borrás Pámies, acompañados por el joven Dionisio Escoda Figueres, suboficial de Caballería, marcharon a Tarragona para informarse de la situación. Allí fueron a casa del enlace de la Comunión Tradicionalista con la UME en la guarnición de Tarragona, el capitán de Infantería Josep Maria Sentís Simeón, natural de Ruidoms. Éste les explicó que a las 9 de la mañana del día siguiente, se alzaría Barcelona, y a las 11 horas, Tarragona, Lleida y Girona. Él mismo era el responsable de alzar la Caja de Reclutas de Tarragona. Le pidieron armas y les dijo que no hacían falta.

Su pretensión era conseguir armas para iniciar un levantamiento en Tivissa, organizar un grupo de hombres armados que se dirigieran a Mora d´Ebre y, allí, unirse a la Guardia Civil en el alzamiento. Una vez conseguido este objetivo, su pretensión hubiese sido dominar desde allí la desembocadura del Ebro hasta Amposta y el río Segre desde Mequinenza. Su plan era crear un foco de resistencia al Sudeste de Cataluña que lograra enlazar con la llegada de las fuerzas nacionales.

Llega el domingo 19 de julio y no se reciben las noticias esperadas. Josep Alabart, junto al taxista, marchan a Tarragona dirigiéndose al domicilio del capitán Sentís. Éste, al comprobar el total fracaso del Alzamiento en Tarragona, les invita a marchar junto a él a Mallorca, para desde allí seguir secundando el levantamiento. En el puerto había una lancha esperándoles. Pero él decidió volver a Tivissa, tras comer se reunió con el comandante de puesto de la Guardia Civil y, más tarde, con el taxista.

Éste le advierte de lo peligroso que sería ir en coche hasta Tarragona, que lo prudente sería coger el tren en Mora la Nova y llegar a Tarragona. Él se ofrecía a llevarlo hasta la estación. Nada más llegar a Tarragona fue detenido por un grupo de personas armadas que le estaban esperando, siguiendo indicaciones del comité de Tivissa.

Fue trasladado al barco-prisión Río Segre y más tarde al Castillo de Pilatos, la prisión de Tarragona, desde donde dirigió unas emotivas cartas a su esposa, hijo recién nacido, madre y hermana, viendo que el fin de su vida en la tierra se acercaba. Cartas que iremos publicando en este blog próximamente.

El 28 de julio fue asesinado. Según contaron algunos testigos fue decapitado y su cabeza colocada en el centro del patio de la prisión como escarmiento para los otros presos políticos. Tenía 33 años.

4 comentarios:

Clara Guarí dijo...

Yo soy su bisnieta... muchas gracias a quien ha publicado su memoria, vale la pena ver quien arriesgo su vida por los demás y quien no.

CTC - HYC dijo...

Hola Clara, muchas gracias por tu comentario y gracias a tu familia por mantener vivo el recuerdo y la memoria de Josep. Con tus abuelos y bisabuela pudimos compartir un bonito día en Pinell. En breve saldrá publicado en un libro, como le comenté a tu abuelo.

Para lo que quieras puedes contactar con nosotros en nuestro correo.
Un abrazo.

Clara guarí alabart dijo...

ahh sí! ya tengo ganas de leerlo! entonces´usted es el senyor que le envió una carta a mi abuela diciéndole si quería hacer un libro, ¿no?
ya quien es! un beso

Anónimo dijo...

Estoy buscando datos de Garcia, de esa epoca. Mi bisabuela Maria Mercade i Medicus era de alli, visite Garcia pero no encontre nada solo laIglesia quemda. Soy española, pero no se nada de los Carlistas, empezare a estudiar y me emociono la historia de Joseph, de solo 33 años al morir. !! Que terrible guerra!!! para todos. Pobre Cataluña, lo que sufrio!!. Muchos Cariños. Alicia mezcla Catalana y Castellana, Española al fin.( abuelos de izquierdas y de derechas).